Se suicidó para estrenar su propia bóveda

sábado, 26 de enero de 2008

Sorprendete con la bóveda de David Alleno, un joven cuidador del cementerio que cumplió su deseo de descansar en este lugar, al que solo podían acceder las personas de la alta sociedad. Su historia revela un hecho insólito que la convierte en la más sorprendente.

Se dice... que el joven Alleno se suicidó para estrenar su propia bóveda.

David pensó en tener su propia escultura imitando la idea que tuvo la "Nocciolina", una vendedora de nueces, sepultada en Staglieno.

En una pequeña bóveda, se destaca un altorrelieve realizado en mármol que representa a un cuidador de este cementerio con su ropa de trabajo, regadera, escoba y un enorme candado con llaves. Pertenece a David Alleno, que trabajó en este lugar entre los años 1881 y 1910. La escultura fue hecha a su pedido por A. Canessa, un artista genovés.

Fuente: http://www.cementeriorecoleta.com.ar/

2 comentarios:

wirra dijo...

Bueno si tanto era el apuro por estar en esa fosa, ojala la este disfrutando... Pobre tipo, estaba mal...

Enigma dijo...

Jaja humor negro tu opinion ;) jaja gracias x darte una vueltecita muackk!